Uncategorized

¿Cómo saliste de la cama después de la cirugía cardíaca?

Si está en camino a la recuperación después de su cirugía cardíaca, los días que pasa en el hospital son muy importantes. Aunque la cirugía fue exitosa, necesita precauciones para garantizar que la recuperación sea breve y no produzca efectos secundarios posteriores a la operación. Pasar tiempo adicional en el hospital brinda la oportunidad al cirujano de supervisar los efectos postoperatorios y controlar la afección. El proceso ayudará a trazar un curso para el bienestar.

¿Cómo sale de la cama después de la cirugía cardíaca?

Al principio, se despertará de la anestesia. Si está en un estado para cambiar su posición, entonces el cuidador o la enfermera le ofrecerán el apoyo necesario levantando la parte de la cabecera de la cama. Uno de los aspectos críticos es moverse a menudo y temprano, lo que da derecho a una pronta recuperación.

No salgas de la cama sin ayuda. Dependiendo del progreso, la enfermera le ofrecerá apoyo para que se siente en el borde de la cama, y ​​el cambio posterior a la silla de noche. Tenga en cuenta que toda la actividad depende del progreso y varía de un paciente a otro.

Estará sentado en la silla de noche y lentamente comenzará a caminar con la ayuda de la enfermera. Todos los días, la enfermera aumentará la distancia de la caminata, lo que de nuevo depende del progreso. Espere al menos tres o más veces de caminata en un solo día. Con tal actividad, puede esperar caminar solo porque ganará firmeza. Sin embargo, es preferible tener a alguien vigilando mientras camina para asegurarse de que no haya contratiempos.

El primer aspecto de la recuperación es salir de la cama y comenzar a moverse. Aumentar la actividad del cuerpo ayuda en:

  • Flujo de sangre.
  • Respiración.
  • Desarrollo de la sensación de bienestar.

Día 1 Recuperación

  • Haga un punto para levantarse y sentarse en la silla para cada comida con las piernas levantadas. Mueva las piernas con los dedos de los pies apuntando hacia arriba y hacia abajo para ejercitar los músculos de la pantorrilla.
  • Haga una costumbre de caminar al menos cuatro o más veces en un día con la ayuda del cuidador o el apoyo de un miembro de la familia.
  • Haga uso del espirómetro al menos diez veces cada hora.
  • Use la almohadilla para el pecho para mayor soporte y comodidad. Tosa y respire profundamente.

Día 2 de recuperación

  • Siéntate en la silla y levanta las piernas la mayor parte del día. Comience a ejercitar los músculos de la pantorrilla apuntando los dedos de los pies hacia arriba y hacia abajo.
  • Camine por los pasillos y aumente la distancia de la caminata lentamente con la ayuda del cuidador o el apoyo de un miembro de la familia.
  • Respire profundamente y tos para ejercitar la región del tórax. Use el espirómetro cada hora.
  • Asegúrese de tomar medidas para mantener el dolor a raya.

Día 3 de recuperación

  • Aumente la distancia de caminata y el tiempo. Al mismo tiempo, ejercite las piernas llevando los dedos de los pies hacia arriba y quitándolos. Repita el proceso para aumentar la actividad de los músculos de la pantorrilla.
  • Mantenga las piernas levantadas mientras está sentado.
  • Continúe caminando por los pasillos y aumente la proporción con la ayuda de la enfermera o el apoyo de un miembro de la familia.
  • Continuar respirando profundamente, tosiendo y usando un espirómetro cada hora.
  • Trabaja con el equipo de rehabilitación para aprender sobre los entrenamientos que puedes realizar en casa antes de descargar.

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.