¿Cuáles son las causas del testículo no descendido y cómo se trata?

¿Qué son los testículos no descendidos?

Un testículo no descendido que se denomina médicamente como criptorquidia es una afección patológica en la que el testículo no se mueve a su posición adecuada debajo del pene antes del nacimiento. Normalmente, solo un testículo se ve afectado y permanece descendido, pero en aproximadamente 5-10 por ciento de los casos de testículo no descendido ambos testículos se ven afectados.

? Testículo no descendido es bastante raro, pero se observa normalmente en bebés prematuros . En la mayoría de los casos, el testículo vuelve a su posición normal con el tiempo y no se requiere intervención, pero en los casos en que la afección no se rectifica por sí misma, puede ser necesaria una corrección quirúrgica.

¿Cuáles son las causas de la indescenso? Testículos?

Como se indicó, el testículo no descendido se observa principalmente en bebés prematuros y es un fenómeno raro en bebés a término. Normalmente, los testículos descienden cuando el bebé tiene 10 meses de edad. En ocasiones, los bebés pueden tener una afección llamada testículos retráctiles en la que el médico no puede encontrar los testículos. En tales casos, el testículo es normal, pero se retira del escroto por un reflejo muscular. Esto ocurre porque los testículos aún son bastante pequeños antes de la pubertad, pero descienden normalmente en la pubertad y no se requiere cirugía. Un niño con un testículo no descendido tiene más probabilidades de desarrollar cáncer testicular en algún momento, incluso después de haber sido corregido con cirugía.

La ​​corrección del testículo no descendido mejora la producción de esperma y aumenta la fertilidad del individuo. También ayuda en la detección temprana de un cáncer testicular. En algunos casos, un testículo no se encuentra incluso durante la cirugía. Esto puede suceder cuando el bebé todavía se está desarrollando antes del nacimiento del bebé.

¿Cuáles son los síntomas de los testículos no descendidos?

En la mayoría de los casos de testículo no descendido, no hay síntomas, excepto que el bebé no tendrá ningún síntoma. testículo en el escroto.

¿Cómo se diagnostica el testículo no descendido?

Un examen físico de rutina realizado por el proveedor es suficiente para diagnosticar un testículo no descendido ya que será visible independientemente de si el testículo está en el escroto o no. El proveedor puede sentir el testículo no descendente justo encima del escroto. En algunos casos se pueden realizar estudios radiológicos en forma de TAC o IRM.

¿Cómo se tratan los testículos no descendido?

Como se indicó anteriormente, en la mayoría de los casos, los testículos descienden por sí solos en un par de meses, pero si este no es el caso, entonces el niño puede requerir algún tratamiento para el testículo no descendido.

Los tratamientos para el testículo no descendido pueden incluir:

  • Se administra una inyección de hormona para llevar el testículo nuevamente al escroto.
  • Quirúrgico Tratamiento para Testículo no Descendido. El procedimiento para llevar el testículo nuevamente al escroto es, de lejos, el método más exitoso para tratar los testículos no descendidos. Cabe señalar aquí que la cirugía para los testículos no descendidos se debe realizar lo antes posible a fin de evitar cualquier tipo de daño a los testículos y prevenir la infertilidad.

¿Cuál es el pronóstico para los testículos no descendidos?

En la mayoría de los casos En los casos de Testículos no descendidos, el problema desaparece por sí solo cuando el niño llega al primer cumpleaños. El pronóstico para la recuperación total es muy bueno incluso con cirugía y medicamentos para casos de testículos no descendidos. Si se encuentra un testículo no descendido mucho más tarde en la vida, es posible que sea necesario extirpar el testículo, ya que podría representar una amenaza para desarrollar cáncer.

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment