8 terapias alternativas populares para tratar el dolor crónico

Con el paso de los días, más y más personas se ven afectadas por el dolor. Para algunos puede ser temporal, pero para muchos otros se ha convertido en parte de su vida cotidiana. Casi millones de personas se ven afectadas por el dolor crónico cada año en todo el mundo. Algunos tienen una razón definida como una lesión, mientras que otros realmente no tienen ninguna razón específica detrás del dolor crónico sostenido que dure por años.

Terapias alternativas o de cortesía para tratar el dolor crónico

Una terapia alternativa o complementaria significa una terapia intervención o tratamiento utilizado en el lugar de un medicamento convencional y que han ganado un gran reconocimiento en los últimos años. Las medicinas convencionales que existen proporcionan poco alivio para controlar el dolor temporalmente, pero es difícil lograr un alivio a largo plazo o vivir sin dolor significativo. Para muchos, los medicamentos no funcionan después de cierto tiempo y en otros los efectos secundarios se convierten en otro problema para manejar. En este sentido, muchas terapias alternativas han ganado el reconocimiento debido a su enorme y efectivo impacto en el manejo del dolor.

8 Terapias alternativas populares para tratar el dolor crónico

Los tipos de terapias alternativas varían según el objetivo y el enfoque de la práctica de terapia específica. Mientras que algunos pueden enfocarse en solo aliviar el dolor, otros pueden enfocarse en proporcionar un alivio a largo plazo con un enfoque holístico hacia el bienestar general del individuo. Las 8 terapias alternativas populares para tratar el dolor crónico son las siguientes:

  1. Acupuntura y acupresión para el dolor crónico

    El ampliamente reconocido entre todas las otras terapias alternativas es la acupuntura y la acupresión. Se sabe que este proceso terapéutico alivia más de 30 trastornos o enfermedades reconocidos por las Organizaciones Mundiales de la Salud. La acupuntura es muy útil para reducir el dolor. El objetivo de la terapia es canalizar la energía del cuerpo de una manera que promueve la autocuración. La acupuntura consiste en insertar agujas finas como el cabello en partes específicas del cuerpo para aliviar el dolor, mientras que la acupresión implica la presurización de ciertos puntos del cuerpo con los dedos para aliviar el dolor. Aunque el mecanismo exacto de cómo funciona no está muy claro, los científicos dicen que estas agujas ayudan a liberar endorfinas, que son los analgésicos naturales del cuerpo, o bloquean el camino a través del cual las señales de dolor se envían al cerebro y también aumenta la sangre fluir en esa región en particular. La terapia de acupuntura y acupresión ha demostrado su eficacia en el tratamiento de afecciones como el síndrome de dolor regional crónico, la osteoartritis, la fibromialgia, el síndrome de dolor miofascial, el dolor de espalda, el dolor de cabeza, el dolor menstrual y muchos más. A pesar de que la terapia ha recibido muchas críticas, está a punto de alcanzar el nivel de un plan integral de control del dolor.

  2. Técnicas de mente y cuerpo para el dolor crónico

    El enfoque de la técnica mente-cuerpo está en desarrollando una conexión entre la mente y el cuerpo. Las técnicas mente-cuerpo incluyen varios subtipos como imágenes guiadas, técnicas de relajación, ejercicios de respiración abdominal, mecanismos de biofeedback y también hipnosis. La terapia ayuda en la forma en que relaja el cuerpo y la mente y, por lo tanto, reduce el procesamiento de las señales de dolor en el cerebro que llega a través de la médula espinal. Esta demora en la sensación o interrupción del procesamiento continuo de las señales por parte del cerebro alivia el dolor.

  3. Tratamiento Quiropráctico para el Dolor Crónico

    El objetivo de este tratamiento es aliviar el dolor mediante manipulaciones de articulaciones y músculos que causan la incomodidad . A menudo se piensa que la colocación incorrecta de un disco espinal puede suprimir el nervio circundante y puede causar dolor. Las manipulaciones quiroprácticas se centran en estas articulaciones o discos y tratan de aliviar el dolor colocando adecuadamente los discos y liberando los nervios comprimidos.

  4. Dance Movement Therapy for Chronic Pain

    Dance Movement Therapy o DMT también se centra en la mente y el cuerpo enfoque para tratar trastornos. Aunque no muchos irían a una sesión de terapia de movimiento, un número cada vez mayor de médicos comenzó a creer en la efectividad de esta técnica. Dance Movement Therapy o DMT no solo puede aliviar el dolor de espalda crónico, sino que se ha demostrado que es muy eficaz para tratar pacientes con fibromialgia, síndrome de dolor regional crónico, dolor somático, etc. No solo el dolor, esta terapia tiene una amplia implicación en varios condiciones de salud psicológicas y fisiológicas. Ayuda a expresar las emociones y también a liberar las negativas, lo que trae alivio al cuerpo. La terapia de baile a menudo se combinaría con técnicas de relajación para aliviar al cuerpo del estrés y la tensión innecesarios que son psicológicos o las tensiones musculares. Puede acomodar a cualquier paciente en la sesión. Una terapia individual sería muy específica para los problemas individualistas, mientras que una terapia grupal promovería los movimientos generales y se enfocaría en un problema específico que todos tienen en común. Los movimientos van de lento a rápido dependiendo de la capacidad del individuo o del grupo. Se enfoca en el individuo en general y no solo en el problema específico presentado.

  5. Tai Chi para el dolor crónico

    El Tai Chi, una forma de arte marcial china se enfoca en los movimientos mientras se medita. Tai Chi implica movimientos sistemáticos lentos junto con respiraciones profundas. Los movimientos no solo se limitan a las extremidades, sino que el concepto subyacente es que todo el cuerpo debe acompañar un movimiento particular de las manos y las piernas para evitar lesiones por movimientos espontáneos repentinos. Por ejemplo, si quieres voltearse hacia un lado y tomar algo, es mejor mover las piernas, girar hacia un lado y tomar el objeto en lugar de simplemente torcerlo desde la cintura. Esto reducirá la posibilidad de lastimarse o aumentará el dolor que ya está presente. Otro concepto muy importante es posicionar su cuerpo para que esté más conectado a tierra, estable y centrado, y prevenir caídas y prevenir lesiones asociadas. Las personas que sufren de dolor crónico y no pueden moverse, para ellos el Tai Chi sería una buena opción e implica movimientos lentos solamente y le ayudará a aprender cómo moverse sin lastimarse, mejorar su equilibrio, fuerza muscular y también mantener y aumentar la flexibilidad. Muchos practicantes de artes marciales practican Tai Chi para desarrollar fuerza mental, física y mental, confianza y seguridad.

  6. Aromaterapia y dolor crónico

    Es el uso de aceites aromáticos ya sea por aplicación en la piel o simplemente por inhalación. por una causa terapéutica. Los estudios han encontrado que el uso de aceites aromáticos específicos puede aliviar el dolor y proporcionar algún alivio.

  7. Tratamiento del dolor crónico con curación energética

    Cicatrización de la energía como Reiki se centra en aumentar el flujo de energía en el cuerpo del paciente para promover la curación. Es una técnica de manos libres que se considera útil para aliviar el dolor y restablecer el equilibrio y el proceso de curación de la naturaleza del cuerpo.

  8. Masaje para el dolor crónico

    Una de las terapias más elegidas por los pacientes que sufren dolor. Hay varias formas de masajes disponibles en todo el mundo y todas ellas ayudan a descomponer las fibras musculares agrupadas y apretadas y los puntos gatillo que causan dolor, aumentan la circulación sanguínea en el área y relajan los músculos.

Estos son los pocos. la mayoría de las terapias alternativas optaron por los propios pacientes o son derivadas por el profesional de la salud que están consultando debido a la eficacia establecida de las terapias. Sin embargo, todavía hay muchas otras terapias alternativas disponibles en todo el mundo y se practican en varias culturas. Muchos de ellos aún no han recibido el reconocimiento debido a la falta de evidencias científicas, pero pueden ser igualmente efectivos.

Uno tiene que ser muy paciente al probar las diferentes terapias alternativas ya que no hay una regla clara en cuanto a qué funcionaría para quién. Una terapia puede aliviar el dolor para un paciente, mientras que otro podría no ser beneficiado en esa medida. Por lo tanto, debe tener paciencia y probar las terapias para encontrar la más adecuada para usted. Sin embargo, primero consulte a su médico antes de probar cualquier terapia alternativa y también hable con los terapeutas para averiguar si podría tener algún efecto negativo de las terapias y cómo evitarlas y obtener los mejores resultados para una recuperación más rápida.

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment