11 ejercicios de terapia física para el dolor de cadera

Si bien es importante estar activo, las personas con problemas en las articulaciones de la cadera o la rodilla pueden tener dificultades para salir a caminar o hacer ejercicio. Pero los ejercicios de fisioterapia pueden ayudar a mantener la articulación en movimiento, reduciendo así el dolor. En este artículo, analizamos los mejores ejercicios de fisioterapia para el dolor de cadera.

El dolor de cadera puede ser causado debido a una amplia variedad de problemas. Conduce a muchas incomodidades. El dolor en la cadera debido a la artritis o la bursitis puede hacer que muchos movimientos como caminar, escalar y doblarse sean realmente difíciles. La primera línea de tratamiento se dirige hacia la actividad. Hay varios ejercicios de fisioterapia para el dolor de cadera, que pueden ayudar a reducir el dolor y brindar comodidad. Los ejercicios se pueden iniciar gradualmente y se pueden acumular con el tiempo.

Estos son algunos de los ejercicios de fisioterapia más efectivos para el dolor de cadera.

# 1. Flexión de cadera

La flexión de cadera es un ejercicio para fortalecer la cadera y uno de los ejercicios de fisioterapia más simples para el dolor de cadera.

Párese sobre una superficie plana. Sube tus rodillas hacia tu pecho, alternativamente. No vayas por encima de los noventa grados. Es como marchar en la superficie.

# 2. Abducción de cadera

Este es otro ejercicio de fortalecimiento de la cadera e incluso se puede hacer para mantener la fuerza del músculo glúteo. Este ejercicio de terapia física para el dolor de cadera también ayuda a estabilizar la articulación de la cadera y mejorar el equilibrio.

Mantenga el cuerpo recto y levante la pierna hacia los lados. Tenga cuidado de que la pierna no gire hacia afuera. Mantenga la posición durante cinco segundos y luego devuélvala lentamente. El cuerpo debe mantenerse recto durante todo el proceso. Puede sujetarse a un soporte, como una silla o una superficie de trabajo.

# 3. Extensión de la cadera

Otro ejercicio de fisioterapia importante para el dolor de cadera, que puede realizarse convenientemente incluso por los principiantes.

Párese derecho sosteniendo una superficie de trabajo. Mueva la pierna hacia atrás, manteniendo la rodilla recta. Aprieta la nalga con fuerza y ​​mantén la posición durante cinco segundos. Sigue derecho y no te inclines hacia adelante.

# 4. Ejercicio del talón a las nalgas

El ejercicio de talón a glúteo no solo ayuda a fortalecer la cadera, sino que también funciona en los músculos isquiotibiales y muslos. Este es uno de los ejercicios de fisioterapia más efectivos para el dolor de cadera.

Doble la rodilla y levante el talón hacia arriba, hacia la parte inferior. Mantenga las rodillas alineadas, con la rótula apuntando hacia el piso. Mantenga el cuerpo recto o sostenga un soporte para el mismo.

#. 5 Mini sentadillas

Además de ser un ejercicio de terapia física para el dolor de cadera, el mini sentadilla también es un ejercicio de fortalecimiento.

Póngase en cuclillas con las rodillas en la línea por encima de los dedos de los pies. Si es posible, manténgase en posición durante cinco segundos. También puede tomar el soporte de la superficie de trabajo.

# 6. Cuádriceps de arco corto

Este es un excelente ejercicio de fisioterapia para el dolor de cadera, que también funciona eficazmente para fortalecer los muslos y estabilizar las rodillas.

Acuéstese sobre una superficie plana, enrolle una toalla o un paño y colóquelo debajo de la rodilla. Mantenga la parte posterior de la rodilla sobre la toalla y levante el pie del piso enderezando la rodilla. Mantenga la posición durante 5 segundos y luego baje el pie lentamente.

# 7. Ejercicio de fortalecimiento de los cuadriceps

Este es un ejercicio de fisioterapia para el dolor de cadera y para fortalecer los quads, que son los músculos de la parte frontal de los muslos.

Acuéstate en el suelo y mantén la pierna recta. Tire de los dedos de los pies y el tobillo hacia usted, presionando firmemente las rodillas hacia el suelo. Debe haber una sensación de tensión en la parte delantera de la pierna. Mantenga la posición durante 5 segundos, luego suelte. Los pacientes que se sienten incómodos pueden sentarse y hacer el mismo ejercicio.

# 8. Ejercicio de estomago

Este es un ejercicio estático y una parte de los ejercicios de fisioterapia para el dolor de cadera. Ayuda a estabilizar y fortalecer la cadera y la espalda. Para realizar este ejercicio, debes acostarte boca arriba con las rodillas dobladas. Pon las manos debajo de la espalda baja. Ahora tira del ombligo hacia el suelo. Aguanta 20 segundos y luego suelta.

# 9. Puenteo

El puenteo es otro ejercicio de fortalecimiento que se incluirá en los ejercicios de fisioterapia más importantes para reducir el dolor de cadera. Acuéstese sobre la espalda, con las rodillas dobladas y los pies apoyados en el suelo. Levante la pelvis y la parte inferior de la espalda del piso. Mantenga la posición durante 5 segundos y luego baje lentamente. Repítelo 5-6 veces.

# 10. Elevación de la rodilla

La elevación de la rodilla es un tipo de ejercicio de estiramiento que a menudo se recomienda para aliviar el dolor de cadera. Además, conocido como estiramiento de la rodilla al pecho, es uno de los mejores ejercicios de fisioterapia para el dolor de cadera.

Acuéstese sobre la espalda. Tire de una rodilla hacia el pecho, manteniendo la otra pierna recta. Para aquellos que tienen tensión en la espalda puede mantener la otra pierna en la rodilla elevada y los pies planos en la posición del piso. Aguanta durante 10 segundos y luego relájate. Repita con la otra rodilla. Repítalo 5-10 veces. Si le resulta difícil hacerlo, deslice el talón hacia la parte inferior al principio. Tan pronto como se sienta cómodo, hazlo levantando la rodilla.

# 11. Rotación externa de la cadera

Al ser otro ejercicio de fisioterapia para el dolor de cadera, la rotación externa de la cadera también resulta ser muy beneficiosa para abrir la articulación de la cadera para aliviar la rigidez.

Siéntate con la rodilla doblada y los pies unidos. Presiona las rodillas hacia abajo con las manos. También puede acostarse boca arriba, separando las rodillas manteniendo los pies juntos. Baje las rodillas hasta el punto en que se sienta estirado, manténgalo durante 10 segundos y luego relájese. Esto puede repetirse 5-10 veces.

Algunas personas, durante los primeros días, pueden experimentar algo de dolor en los músculos después del ejercicio. Sin embargo, tal dolor y dolor se alivian gradualmente cuando los ejercicios se continúan adecuadamente. Un punto importante que se debe tener en cuenta al hacer los ejercicios anteriores es hacerlo dentro de los límites del dolor. Nunca te estire demasiado si tiene dolor. Si el dolor en los huesos y los músculos dura más de una semana, consulte a un fisioterapeuta. Recuerde estar activo y continuar con los ejercicios una vez que se sienta mejor, con consejos médicos para evitar que los síntomas regresen.

También lea:

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment