Qué es la lesión del nervio radial: causas, síntomas, tratamiento, pronóstico, diagnóstico

Las lesiones traumáticas de los brazos (miembros superiores) pueden causar daños y afectar las actividades funcionales diarias. Casi el 3% de estas lesiones incluyen fracturas de húmero, que comúnmente y gravemente dañan el nervio radial. El nervio radial se lesiona o daña debido a su posicionamiento anatómico ya que este nervio está fijo y cerca del húmero.

¿Qué es una lesión del nervio radial?

El nervio radial comienza en la parte superior del brazo y corre por la muñeca y los dedos. Ayuda en el movimiento y la sensación del brazo y la mano. Este nervio es responsable de extender y controlar la capacidad de doblar la muñeca y los dedos hacia atrás. La lesión del nervio radial (RNI) es una afección que afecta el nervio radial. La lesión del nervio radial también se conoce como daño del nervio radial o trauma del nervio radial. La lesión produce entumecimiento, debilidad y dificultad para mover la muñeca, la mano o los dedos. En casos severos, la lesión del nervio radial puede ocasionar neuropatía radial que también se conoce como parálisis del nervio radial.

Síntomas de lesión del nervio radial

La lesión del nervio radial presenta los siguientes síntomas:

  • Sensaciones anormales en la mano debido a Lesión del nervio radial: Los síntomas de la lesión del nervio radial incluyen entumecimiento, debilidad y, a veces, sensación de ardor junto con dolor en la mano.
  • Dificultad en movimientos de la mano como resultado de lesión del nervio radial:
    • Dificultad para enderezar el brazo en el codo puede ser un síntoma de lesión del nervio radial
    • Dificultad para doblar la muñeca o sostener la mano es otro síntoma de lesión del nervio radial
    • Problemas en el puño
    • Problemas para girar el brazo hacia adentro.
  • Muñeca caída como síntoma de lesión del nervio radial: La muñeca (o el dedo) cuelga hacia abajo y no puede levantar objetos. Esta deformidad ocurre en caso de lesión grave y daño del nervio radial.
  • Síntomas de pellizco y problemas de agarre debido a lesión del nervio radial: El pulgar y los dedos no se pueden unir para agarrar objetos.
  • Pérdida muscular (atrofia) ) en el antebrazo

Las lesiones generales del nervio radial pueden ocasionar un deterioro motor significativo del brazo. La lesión del nervio radial puede afectar todo el brazo; especialmente, hay pérdida de funciones de la muñeca, como sujetar y agarrar cosas que conducen a una discapacidad grave.

Pronóstico de la lesión del nervio radial

El resultado del tratamiento o pronóstico de la lesión del nervio radial depende principalmente de la causa y la gravedad del nervio dañar. Cuando se conoce la causa y se trata con éxito, es posible una recuperación completa. La mayoría de las lesiones del nervio radial cicatrizan dentro de los 3 meses con la primera línea de tratamiento. En algunos casos, puede existir la pérdida completa o parcial de sensación o movimiento o dolor nervioso. En tales casos, uno debe consultar al médico para manejar los síntomas. Estos pacientes se pueden beneficiar de fisioterapia y terapia ocupacional.

Causas de lesión del nervio radial

La lesión del nervio radial puede ser causada debido a una variedad de factores etiológicos tales como trauma físico, presión y exposición a las toxinas. Algunos de ellos se explican a continuación:

  • Lesión en el nervio radial causada por trauma físico:
  • Hueso roto en el brazo o fractura
  • Golpe en el brazo por golpe o caída
  • Uso incorrecto de muletas
  • Los cortes en la muñeca pueden dañar o separar el nervio radial.
  • La presión intensa puede causar una lesión del nervio radial:
    • La presión de inclinar el brazo sobre el respaldo de la silla
    • Dormir con el brazo superior en una posición incómoda
    • reloj desgastado puede causar lesión del nervio radial
    • parálisis del sábado noche (cuando el brazo está en una posición que aprieta el nervio durante el sueño, especialmente cuando la persona está intoxicada).
    • Crecimiento inusual como tumor dentro de la muñeca puede ejercer presión contra el nervio.
    • La lesión del nervio radial también se produce por el uso excesivo del brazo, durante actividades deportivas y accidentes laborales. Esta lesión también se produce cuando los movimientos implican tanto movimientos de agarre como de balanceo (como el uso de un martillo). La acción oscilante del martillo con el tiempo causa tensión en este nervio.
  • Lesión del nervio radial causada por toxinas: El envenenamiento por plomo puede causar daño nervioso a largo plazo, incluido el daño del nervio radial.
  • Condiciones de salud que pueden causar lesión del nervio radial: problemas renales y diabetes también pueden afectar el nervio radial.
  • Razones idiopáticas para lesión del nervio radial: En algunos casos, no hay causa conocida. También podría incluir razones como la asfixia que causa la disminución del flujo de oxígeno o incluso el flujo sanguíneo al área que lleva a la lesión o daño del nervio radial.

En muchos de estos casos, esta afección mejorará si se trata la causa subyacente.

Complicaciones Debido a una lesión del nervio radial

Existe la posibilidad de complicaciones en la forma de:

  • Deformidad leve a grave de la mano
  • Entumecimiento parcial o completo
  • Pérdida parcial o completa del movimiento de la mano.

Cuando la lesión grave del nervio radial no se atiende o no se trata de inmediato, los síntomas de debilidad, entumecimiento o dolor en el brazo pueden empeorar. Puede haber hinchazón, ardor o cambios en el color de la piel del brazo lesionado.

El paciente incluso puede perder todo movimiento y sensación en el brazo acompañado de dolor a largo plazo. Los músculos de la mano comenzarán a apretarse y acortarse. Esto puede hacer que la mano se curve en un puño y el paciente no pueda volver a utilizarla.

Diagnóstico de lesión del nervio radial

El médico realiza un examen físico del brazo afectado y verifica qué músculos están afectados. Las pruebas se ordenan para ayudar a determinar la causa de la lesión del nervio.

  • Radiografías: Ayuda a diagnosticar fracturas u otras lesiones óseas en el brazo que causan daño al nervio radial.
  • Imágenes de Resonancia Magnética (IRM) : Examinará los tejidos blandos y los vasos sanguíneos del brazo y buscará quistes o masas. También ayuda a evaluar el atrapamiento del nervio radial.
  • Electromiografía y pruebas de conducción nerviosa: La electromiografía (EMG) y los estudios de conducción nerviosa miden la actividad eléctrica de los músculos y la velocidad de conducción de los impulsos a lo largo del nervio, respectivamente. Comprobarán si el nervio radial está funcionando a un ritmo lento de lo normal. Estas pruebas también muestran dónde se daña el nervio radial.
  • Ultrasonido del codo para diagnosticar lesiones internas.
  • En casos raros inusuales, el médico solicita una biopsia del nervio para identificar afecciones sistémicas que conducen a una lesión nerviosa radial.

    Tratamiento de la lesión del nervio radial

El objetivo del tratamiento para la lesión del nervio radial es aliviar el brazo de los síntomas y permitir que el paciente use el brazo tanto como sea posible. La estrategia de tratamiento utilizada es la siguiente:

  • Tratamiento inicial para lesión del nervio radial:
    • Medicamento para el dolor por lesión del nervio radial: Se administran analgésicos o medicamentos antiinflamatorios para aliviar el dolor y ayudar a la curación rápida de la lesión Además, las cremas o parches anestésicos también ayudan a reducir el dolor.
    • Férula o yeso para controlar la lesión del nervio radial: Esto es necesario para apoyar la muñeca y la mano cuando el nervio radial está cicatrizando.
    • Terapia física para tratar la lesión del nervio radial: Los fisioterapeutas proporcionan ejercicios especiales que ayudan a que los huesos y los músculos sean fuertes y flexibles. La terapia de masaje también es una buena opción ya que rompe la cicatriz y hace que el nervio radial sea más receptivo.
    • Estimulación nerviosa eléctrica transcutánea para tratar la lesión del nervio radial: Esta terapia aplica corriente eléctrica a los músculos del paciente que ayuda a reducir el dolor.
  • Tratamiento avanzado para lesión del nervio radial:
    • Cirugía para tratar la lesión del nervio radial: Esta forma de terapia es necesaria para reparar el nervio radial o para extraer si hay algún cuerpo extraño, como un tumor presionando sobre el nervio radial. En caso de atrapamiento del nervio radial, la cirugía se usa para aliviar la presión sobre el nervio.
    • La diabetes y las enfermedades renales se deben tratar.

El tiempo de recuperación depende de la gravedad del daño al nervio radial. En los casos leves, hay una recuperación completa, aunque puede tomar semanas o meses para que el nervio sane. En la mayoría de los casos, los pacientes con lesión del nervio radial sanarán dentro de los tres meses cuando no haya rasgadura o laceración del nervio radial.

Sin embargo, en caso de lesión grave del nervio radial, como laceraciones, se realiza cirugía. Una recuperación completa puede llevar de seis a ocho meses. En algunos casos, puede llevar hasta un año recuperar los movimientos y funciones normales del brazo.

Mientras que, sorprendentemente, en algunos casos, no hay necesidad de tratamiento y el paciente con lesión nerviosa radial se recupera lentamente por sí mismo. .

Prevención de lesiones del nervio radial

No se debe presionar la parte superior del brazo y se deben evitar las funciones de trabajo que provocan un uso excesivo y repetitivo del brazo. Además, uno debe evitar estar en una posición incómoda para sentarse y dormir. Se debe tener cuidado para evitar caídas y roturas que pueden resultar en trauma físico y lesión del nervio radial.

Conclusión

Lesión del nervio radial, aunque dolorosa es tratable. En general, el pronóstico a largo plazo de la lesión del nervio radial es bueno cuando se conoce la causa de la lesión. Sin embargo, en el futuro estos pacientes deben tomar precauciones para evitar realizar actividades que los harán sufrir de tales lesiones al nervio radial nuevamente.

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment