¿Qué tan pronto debería recibir una vacuna contra el tétanos después de una lesión?

El tétanos es una enfermedad extremadamente mortal. Es causada por una bacteria clostridium tetani. Esta enfermedad afecta el sistema nervioso. Como resultado, ocurren contracciones musculares muy repentinas, poderosas y dolorosas. Esto comienza particularmente en los músculos de la mandíbula y luego se ve que progresa por todo el cuerpo. Cuando los músculos de la mandíbula se ven afectados, la afección se conoce como bloqueo o trismo. A veces, un arco típico de los músculos de la espalda da como resultado una posición peculiar conocida como opistótonos. Es muy doloroso y tiene un potencial de daño grave.

Cuando hay una lesión, e incluso si la piel es profunda, hay muchas posibilidades de que las bacterias entren, especialmente si la herida está sucia o profunda o si tiene un cuerpo extraño. El médico le recomendará un refuerzo contra la vacuna contra el tétanos si la herida está limpia, pero no ha tomado una vacuna en los últimos 10 años. Sin embargo, el médico recomendará un refuerzo, si la herida está sucia y no ha tomado la vacuna en los últimos 5 años. Si es probable que la herida corra el riesgo de infectarse con el tétanos y uno no recuerda cuándo tomó su último disparo, es mejor jugar de forma segura y tomar un refuerzo. Además, si uno nunca ha sido vacunado contra el tétanos en toda su vida, entonces hay varias dosis que deben tomarse para obtener la inmunidad completa contra el tétanos. Es recomendable consultar a nuestro médico al respecto.

Otra cosa que se debe tener en cuenta es limpiar la herida adecuadamente con abundante agua y un desinfectante para limpiar la suciedad y las partículas extrañas, a fin de reducir el riesgo de contraer la infección del tétanos.

Teniendo en cuenta todo esto, es bastante claro qué tan grave y fatal es esta rara enfermedad. Y, se ha establecido que una vez que el tétanos afecta el cuerpo, no es posible curarlo. Como es evidente que el tétanos es una infección rara pero mortal del sistema nervioso, es mejor obtener atención médica si uno no está seguro acerca de una lesión y su estado de vacunación.

Causas del tétanos

El organismo responsable de causar tétanos es clostridium tetani. Es una bacteria que prospera en el entorno anaeróbico, es decir, el entorno que carece de oxígeno, como una lesión o una herida. Sus esporas se encuentran en abundancia en medios como el suelo, el polvo, la saliva y el estiércol, ya que proporcionan un hábitat perfecto para el crecimiento de estas esporas. Una vez que entran al cuerpo a través de una herida o una lesión, crecen para convertirse en la bacteria clostridium tetani. Esta bacteria produce una toxina muy poderosa y peligrosa conocida como tetanospasmina. Esta tetanospasmina afecta el funcionamiento del sistema nervioso. Afecta sobre todo a los nervios que controlan nuestros movimientos musculares. Esto da como resultado espasmos musculares y rigidez muscular. Estos son los síntomas más destacados del tétanos.

Complicaciones que ocurren después de una infección de tétanos

Una vez que la tetanospasmina se une con los nervios, no es posible eliminarlo del cuerpo. Para que se elimine por completo del cuerpo, se deben formar nuevas terminaciones nerviosas. Esta actividad puede llevar varios meses.

Por lo tanto, es de primordial importancia inmunizarse contra el tétanos. Hay dos tipos de inmunizaciones para el tétanos activo y pasivo. La inmunización activa es cuando el toxoide tetánico se inyecta en el cuerpo para que el cuerpo pueda aprender a producir sus propios anticuerpos contra el tétanos. Esto se recomienda para niños en cinco dosis a las edades de 2 meses, 4 meses, 6 meses, 12-18 meses y luego entre 4-6 años y luego nuevamente a la edad de 11-12. Si un adulto no ha recibido una inyección en los últimos 10 años, debe recibir una dosis única y luego una dosis cada diez años.

También lea:

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment