¿Cuáles son los primeros signos de la mastitis?

Es difícil pasar por alto una infección por mastitis, teniendo en cuenta los signos y síntomas definidos que uno experimenta. Las madres que están amamantando son propensas a la mastitis durante las primeras semanas de la lactancia después del parto. Sin embargo, la condición también podría surgir más adelante, particularmente cuando hay un drenaje deficiente de la leche de los conductos lácteos. Para las mujeres que no están expectantes o amamantando, podrían desarrollar mastitis a partir de sus actividades de estilo de vida, por ejemplo, fumar o de una perforación en el pezón. Aparte de eso, las mujeres que han llegado pueden desarrollar mastitis como resultado de células muertas de la piel y escombros que obstruyen los conductos de la leche debido a cambios hormonales. La mastitis debe tratarse tan pronto como se detecte para evitar complicaciones adicionales, como la formación de un absceso en la mama o la estasis de la leche.

¿Cuáles son los primeros signos de la mastitis?

Los primeros signos de mastitis son básicamente signos de advertencia que le ayudan a determinar si está desarrollando la infección. A menudo ocurren dentro de los primeros tres meses de la lactancia materna, que es el momento más probable de desarrollar mastitis. Los signos solo se experimentarán en un seno y no en ambos. Para identificar si podría estar sufriendo de mastitis, busque los siguientes primeros signos:

  • Dolor en el seno alrededor del área de la inflamación y una sensación de ardor durante la lactancia
  • Sensibilidad en el pecho que duele al tacto.
  • Un bulto dentro del seno donde se encuentra el conducto de leche obstruido.
  • El pecho se siente caliente al tocarlo.
  • Enrojecimiento en el seno alrededor del área afectada (aparece como un patrón en forma de cuña)
  • Signos y síntomas similares a la gripe, como fiebre alta de 101 grados Fahrenheit y escalofríos

¿Qué causa la mastitis y otros factores de riesgo?

Existen dos causas principales de mastitis y son: un conducto de leche bloqueado o la presencia de bacterias en el tejido mamario. Estas dos causas pueden afectar a las madres que amamantan, pero en los casos de mujeres no lactantes, esta última es la causa principal. La mastitis también se puede atribuir al cáncer de mama inflamatorio, que es un factor causal menor en mujeres no lactantes. Un conducto de leche bloqueado se desarrolla cuando hay una mala expresión de la leche de los conductos lácteos o cuando hay un flujo de retorno de leche en los conductos. Como consecuencia, los conductos de la leche se acumulan con la leche causando una obstrucción y por lo tanto el tejido mamario circundante se hincha. Las bacterias se introducen en el tejido mamario a través de una grieta o un área perforada en el pezón.

La fuente de las bacterias o gérmenes podría ser la boca del bebé o el cuerpo de la madre. Para las mujeres fumadoras, el contenido del cigarrillo debilita sus conductos de leche, lo que aumenta el riesgo de desarrollar una infección en los senos. Los factores de riesgo comunes de la mastitis incluyen; estrés, mala posición del bebé mientras se amamanta, usar ropa ajustada y que no se adapte a él y mala nutrición. Además, si ha tenido mastitis antes, existe una alta probabilidad de que pueda desarrollar la infección por segunda o tercera vez.

¿Cómo prevenir la mastitis?

Conocer las posibles causas de la mastitis es útil para protegerse contra la infección en el futuro. Sin embargo, si la causa subyacente es el cáncer, entonces se puede sobrestimar la prevención. De todos modos, para las madres que amamantan, aquí hay cómo prevenir que desarrollen mastitis:

  • Amamante con regularidad, o más bien cada vez que su bebé quiera alimentarse o sienta la necesidad de amamantar. Debe evitar la lactancia materna en un horario.
  • Al amamantar, asegúrese de que su bebé esté bien posicionado y que el bebé se adhiera bien a su pezón mientras lo alimenta.
  • No use sujetadores o tops ajustados, que presionen contra su pecho. Opte por ropa cómoda que esté un poco floja y que sea ideal para amamantar.
  • Si tiene un exceso de oferta y su bebé no puede drenar completamente la leche materna, debe intentar extraer la leche para evitar que los conductos de leche se obstruyan, lo que a veces conduce a la mastitis.
  • Descanse y evite cualquier evento estresante que pueda interferir con su equilibrio hormonal, especialmente la oxitocina, que es responsable de la bajada de la leche.
  • Asegúrese de alimentar a su bebé con ambos senos en las mismas medidas. En resumen, no pongas preferencia en un lado del pecho y olvídate del otro.
  • Si usted es fumador, evite fumar con frecuencia o en absoluto, para ayudar a mejorar sus probabilidades de no adquirir mastitis.
  • Cuidando bien sus pezones, para evitar que se sequen y se agrieten. En caso de un pezón magullado por una lesión en el pecho, busque atención médica.

Conclusión

La mastitis puede convertirse en una complicación grave si no se identifica o trata a tiempo. Por lo tanto, es importante que esté atento a cualquier señal de advertencia para evitar complicaciones. En general, una persona con mastitis sentirá un bulto dentro del seno y dolor, y el seno parecerá tener un patrón rojo en forma de cuña, que es sensible y cálido al tacto. La mastitis también se acompaña de síntomas parecidos a la gripe, como fiebre alta y escalofríos.

También lea:

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment