¿Qué es la fractura acetabular y cómo se trata? | Causas, síntomas, tiempo de curación de la fractura acetabular

La articulación de la cadera es una de las articulaciones más grandes del cuerpo. Es una articulación de rótula en la cual la parte de encaje de la articulación comprende el acetábulo y la parte de rótula de la articulación comprende la cabeza femoral, que es la parte superior y el hueso del muslo. Se dice que una persona ha sufrido una fractura acetabular cuando hay una ruptura en el acetábulo o en la porción de la cavidad de la articulación de la cadera . Estas fracturas son bastante raras y en la mayoría de los casos son causadas por colisiones de vehículos de motor de alto impacto o una caída directa en la cadera.

Las personas mayores o las personas con osteoporosis pueden sufrir una fractura acetabular incluso cuando caen desde una altura de pie sobre la cadera. Fracturas acetabulares casi todo el tiempo requiere cirugía para corregir la fractura y normalizar la cadera para permitir que la persona funcione normalmente.

¿Cuáles son las causas de la fractura acetabular?

Una fractura acetabular se produce cuando un evento de alto impacto, como una colisión de un vehículo motorizado, fuerza la cabeza del fémur contra el acetábulo. Esta fuerza motriz puede venir desde abajo en la rodilla cuando golpea el tablero de instrumentos del vehículo motorizado. Caer directamente sobre la cadera también puede forzar la cabeza femoral contra el acetábulo, de manera que la bola o el fémur salgan del encaje. Esto se llama como dislocación de la cadera; sin embargo, cuando el impacto es alto, el acetábulo se rompe completamente. Esto es cuando se dice que ocurrió la fractura acetabular. Las personas con huesos débiles como los ancianos o las personas que tienen una afección llamada osteoporosis en la cual los huesos se vuelven débiles y quebradizos pueden sufrir una fractura acetabular con un impacto mínimo en la articulación de la cadera.

¿Cuáles son los síntomas de la fractura acetabular?

El dolor severo en y alrededor de la articulación de la cadera es el síntoma principal de una fractura acetabular. Este dolor empeora con cualquier intento de movimiento. El individuo afectado no podrá pararse o deambular en un grado significativo. En caso de que un nervio se dañe durante el accidente o la lesión, la persona sentirá entumecimiento y debilidad en las extremidades inferiores. El área alrededor de la articulación de la cadera será sensible al tacto y dolorosa. También puede haber decoloración de la piel en el sitio de la lesión.

¿Cómo se diagnostica la fractura acetabular?

El médico primero realizará un examen físico detallado del paciente enfocándose en el área de la lesión. La cadera, la pelvis y las piernas se revisarán de cerca. El médico verá si el paciente puede mover sus tobillos y dedos de los pies y si hay alguna pérdida de sensibilidad en los pies. Esto se debe a que muchas veces los nervios también se ven afectados como resultado del incidente que resulta en una fractura acetabular. Luego, el médico ordenará radiografías y tomografías computarizadas de la pelvis y la cadera que confirmarán el diagnóstico de fractura acetabular.

¿Cómo se trata la fractura acetabular?

Antes de formular un plan de tratamiento para el paciente, el médico estudiará y analizará el tipo de fractura, el alcance y la gravedad de la lesión y el estado general de salud del paciente. El tratamiento para la fractura acetabular es normalmente quirúrgico, pero también se recomienda un enfoque conservador en los casos en que la cirugía esté contraindicada en un paciente en particular o la fractura sea muy leve.

Los tratamientos conservadores para las fracturas acetabulares incluyen utilizar ayudas para caminar para evitar presionar la cadera y las extremidades inferiores hasta que la fractura se cure. La asistencia para caminar puede ser necesaria por un mínimo de tres a cuatro meses después de la lesión. Tampoco se permitirá que el paciente se doble en la cintura para evitar la dislocación de la cadera. Para esto, el paciente puede recibir una almohada de abducción o un inmovilizador de rodilla. El paciente también recibirá medicamentos para el dolor para lidiar con el dolor y un anticoagulante para prevenir cualquier TVP.

La cirugía se recomienda para la mayoría de las fracturas acetabulares, ya que la lesión causa un daño significativo en el cartílago y en la superficie del hueso. El objetivo principal de la cirugía es restaurar la funcionalidad de la cadera de modo que el paciente pueda realizar todas las actividades normalmente. A través de un procedimiento, el cirujano intentará realizar la realineación de la articulación de la cadera con la bola firmemente en el zócalo.

La cirugía para las fracturas acetabulares no se realiza inmediatamente después de la lesión, ya que los cirujanos prefieren esperar a que el paciente se normalice debido a otras lesiones que podría haber sufrido y la condición de salud general se ha estabilizado.

Mientras el paciente está esperando la cirugía, el sitio de la fractura se inmovilizará y la pierna se colocará en un dispositivo de tracción para evitar que se aplique presión en la cadera. La tracción también es útil para proporcionar alivio del dolor al paciente.

Durante la cirugía, los huesos de la cadera se realinean y la cabeza femoral se ajusta al acetábulo. Se aconseja al paciente que no coloque ningún peso sobre la cadera hasta que la fractura haya cicatrizado por completo. En los casos en que el acetábulo se haya dañado sin posibilidad de reparación, el procedimiento de reemplazo de cadera es la ruta preferida.

El reemplazo de cadera es un procedimiento complejo y largo en el que las partes naturales de las articulaciones de la cadera se extraen y se reemplazan con prótesis. El procedimiento de reemplazo de cadera se reserva solo como último recurso, ya que este procedimiento conlleva un alto riesgo de fallo de los implantes protésicos.

¿Cuál es el tiempo de curación de la fractura acetabular?

Después de la cirugía, el paciente requerirá asistencia con muletas para cualquier actividad de carga de peso durante al menos un período de seis a ocho semanas. Entonces se puede permitir que el paciente pese parcialmente el peso. Por lo general, se necesita un mínimo de cuatro a seis meses para que una persona se cure completamente de una Fractura Acetabular. En los casos en que se realiza el reemplazo de cadera, el tiempo de recuperación puede ser de hasta un año.

Durante la fase de curación de la Fractura Acetabular, es extremadamente vital que el paciente siga los consejos del médico, ya que no seguir las instrucciones puede provocar complicaciones no deseadas en forma de frecuentes luxaciones de cadera o recurrencia de fracturas, lo que puede demorar más en curarse.

También lea:

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment