¿Cómo lidiar con los pacientes de demencia errante?

La demencia no es el nombre de una enfermedad específica, sino más bien un conjunto de síntomas que afectan directamente el poder de memoria de un individuo. También afecta la capacidad de un individuo para pensar y centrarse claramente en las tareas. Estos síntomas progresan gradualmente a una etapa en la que incluso realizar tareas simples de la vida diaria se convierte en un desafío. Debe mencionarse aquí que la demencia no constituye solo una pérdida de memoria y si una persona tiene problemas de memoria, esto no sugiere de ninguna manera que la persona tiene demencia.

Anuncio

La demencia se observa principalmente en la población anciana con la enfermedad de Alzheimer, que es la causa principal. La demencia se produce como resultado del daño a las células nerviosas en el cerebro. Sin embargo, la gravedad de la  demencia depende totalmente de la extensión del daño y de la ubicación en el cerebro donde ocurrió el daño. También hay algunos casos de demencia que son causados ​​temporalmente debido a una reacción a los medicamentos o deficiencias de vitaminas que tienden a mejorar después de la administración de medicamentos.

Anuncio

En las personas que tienen demencia progresiva debido principalmente a la enfermedad de Alzheimer, vagar es un problema que los pacientes y sus familiares tienen que enfrentar. Los pacientes normalmente están en la octava década de sus vidas o incluso más. Tales pacientes literalmente no son conscientes de lo que está transpirando y tienden a salir de su camino y terminar en situaciones que pueden ser peligrosas. Por lo tanto, proteger a la persona que vaga debe ser la principal prioridad de los miembros de la familia. A continuación se mencionan algunas de las formas de lidiar con el deambular en pacientes con demencia.

Las personas con demencia no son conscientes de lo que están haciendo y, por lo tanto, se ponen a sí mismos y corren el riesgo de los demás. Los estudios muestran que 5 de cada 10 personas con demencia tienden a vagar en algún momento de su enfermedad. No hay una etapa de la enfermedad como tal donde comienza el deambular. Sin embargo, existen algunas medidas que los familiares o cuidadores pueden tomar para proteger a los pacientes de cualquier peligro inminente.

Anuncio

La seguridad es la máxima prioridad

Mientras un paciente con demencia pueda deambular, siempre correrá el riesgo de vagar sin conocimiento. Se pueden seguir los siguientes pasos para evitar que el paciente se distraiga:

  • Para empezar, el paciente debe estar incluido en un sistema de alerta médica para que, en caso de vagar, se puedan tomar medidas inmediatas. Los familiares o cuidadores deben asegurarse de que el paciente con demencia lleve consigo una tarjeta de identificación que mencione el nombre y la dirección completa y el número de contacto del cuidador en todo momento. Una pulsera médica también es una herramienta útil para los pacientes con demencia.
  • Mantenga al vecindario informado sobre la condición del paciente con demencia y las posibilidades de que el paciente se vea deambulando por la casa.
  • Asegúrese de que todos los detalles del paciente con demencia estén disponibles con el cuidador, como cualquier otra enfermedad intercurrente, los medicamentos que toma el paciente, la dieta y cualquier otra información que se considere apropiada para que, en caso de divagar, otros puedan usar esta información.

Mantenga la casa bien preparada

Existen ciertas medidas que se pueden tomar en casa para evitar que el paciente con demencia deambule:

  • Asegúrese de que las puertas y las puertas exteriores estén siempre cerradas. Asegúrese también de que los bloqueos estén a una altura que el paciente no pueda alcanzar. Una cerradura electrónica es siempre una buena opción. Cabe señalar aquí que en ningún momento se debe dejar a un paciente con demencia solo en la casa.
  • Intente pintar todas las puertas de salida con el color de las paredes para que el paciente no pueda distinguir entre la puerta y las paredes. Esto evitará que el paciente con demencia deambule fuera de la casa.
  • Asegúrese de que el patio esté cercado correctamente y que la puerta principal esté bloqueada en caso de que el paciente con demencia pueda salir de la casa para evitar que salga a la calle.
  • Se puede colocar un sistema de alarma en la puerta para que cada vez que se abra la puerta de salida, la alarma se apague y el cuidador sepa si el paciente se ha alejado.

Las precauciones de seguridad deben mantenerse todos los días

Se ha visto que incluso en todas las precauciones tomadas, los pacientes con demencia todavía terminan deambulando. Esto es especialmente cierto cuando se confunden, se aburren o se desorientan. También hay algunas otras medidas que pueden emplearse para prevenir tales incidentes. Estos son:

  • Mantener al paciente con demencia hidratado, nutrido y llevado al baño periódicamente, ya que los pacientes tienden a deambular cuando tienen hambre, sed o ganas de usar el baño y luego tienden a perderse.
  • La habitación del paciente con demencia debe contar con espacio suficiente para que el paciente se mueva y no se agrupe con demasiados muebles.
  • Trate de involucrar al paciente con cosas que les interesaban o que les interesaban.
  • Asegúrese de que el paciente con demencia pueda realizar tareas mínimas, como doblar la ropa o limpiar la habitación para mantenerlos ocupados, de modo que se reduzcan los incidentes de deambular

Caso de estudio

Joseph, un ingeniero de 90 años de edad de Iowa, fue diagnosticado con demencia senil de tipo Alzheimer hace algún tiempo. Ahora se queda solo en una comunidad cerrada. Tenía la costumbre de pasear por el municipio todas las mañanas y tardes, por lo que es conocido por muchas personas que viven allí. A veces, solía quedarse dormido en el banco del parque de la comunidad y cuando esto llegó al conocimiento de los miembros de la familia, contrataron a un cuidador para él. Esto provocó un cambio positivo en José y hubo una mejora significativa en su condición.

Después de un tiempo, la familia se enteró de que habían visto a José vagando por la casa, especialmente de noche. En un caso, incluso salió del municipio a la calle principal. Esto fue motivo de preocupación para ellos, ya que siempre existía la posibilidad de que alguien se aprovechara de su enfermedad. Joseph tuvo la suerte de que no ocurriera nada de ese tipo y con una intervención oportuna y siguiendo algunos de los pasos que se han mencionado anteriormente, los episodios errantes de Joseph se han reducido significativamente.

También lea:

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment