Cardiomiopatía isquémica: síntomas, factores de riesgo, tratamiento, diagnóstico

La cardiomiopatía isquémica es un tipo de enfermedad que ocurre principalmente después de un ataque cardíaco o cualquier tipo de enfermedad coronaria a medida que los músculos del corazón se debilitan. Debido a la cardiomiopatía isquémica, lo que sucede es que la capacidad del corazón del paciente para bombear la sangre disminuye a medida que el ventrículo izquierdo, que es una cámara de bombeo del corazón, se agranda y se debilita.

Síntomas de la miocardiopatía isquémica

Los siguientes son los síntomas de la cardiomiopatía isquémica:

¿Cuáles son los diversos factores de riesgo de la miocardiopatía isquémica?

La miocardiopatía isquémica es causada principalmente por la persona que ya había sufrido un ataque cardíaco . Aparte de eso, las personas que tienen antecedentes familiares de cardiopatía coronaria tienen un gran riesgo de tener cardiomiopatía isquémica. Además, una persona que tiene presión arterial alta, colesterol alto, obesidad , enfermedad renal, amiloidosis y diabetes también tiene una gran posibilidad de desarrollar esta enfermedad. Las personas que tienen antecedentes de tabaquismo, consumo de alcohol, drogas o tabaco también tienen un gran riesgo de desarrollar cardiomiopatía isquémica.

Diagnóstico de la miocardiopatía isquémica

Cuando el cardiólogo sospecha de una cardiomiopatía isquémica, por lo general, primero examinan el historial médico familiar del paciente y luego le piden que realice algunas pruebas físicas y otras pruebas médicas. Hay algunas pruebas comunes que el cardiólogo prescribe para realizar durante esta condición. Estas pruebas incluyen análisis de sangre, electrocardiograma (ECG) , tomografía computarizada , resonancia magnética , ejercicio, prueba de esfuerzo , etc.

También se ve a veces que los médicos le piden al paciente que se haga una biopsia. Con la ayuda de la biopsia, el médico puede determinar la causa de la cardiomiopatía isquémica. Mientras realizan una biopsia, los médicos suelen extraer un pequeño tejido del corazón del paciente y luego lo examinan con un microscopio para averiguar la causa de la enfermedad.

¿Cómo se trata la miocardiopatía isquémica?

Para tratar la cardiomiopatía isquémica, el médico primero debe abordar los motivos subyacentes de la misma. Esa es la razón por la que se ve en su mayoría que los médicos recomiendan una combinación de cambios en el estilo de vida, medicamentos y cirugía.

Para el tratamiento de la cardiomiopatía isquémica, es muy necesario llevar una dieta saludable, especialmente los alimentos bajos en grasas saturadas, colesterol y sodio. También es recomendable hacer ejercicio regularmente, lo que es seguro en esta condición. Es muy importante dejar el alcohol, fumar y las drogas. En lo que se refiere a la medicina, los médicos pueden prescribir bloqueadores beta, bloqueadores de los canales de calcio, inhibidores de la aldosterona, medicamentos anticoagulantes o medicamentos para controlar el colesterol alto. A veces, puede ser necesario implantar un marcapasos o hacer una angioplastia con balón o radioterapia, etc.

Conclusión

La cardiomiopatía isquémica es una afección muy grave y, si no se trata, puede provocar un coágulo sanguíneo debido a que el paciente puede experimentar insuficiencia cardíaca o incluso la muerte. Por lo tanto, si alguna vez tiene un ataque al corazón o tiene antecedentes familiares de enfermedad de la arteria coronaria, es muy importante diagnosticar su estado de salud a intervalos regulares para evitar las consecuencias graves de la cardiomiopatía isquémica.

También lea:

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment