¿Es la MGM o gammapatía monoclonal de significado indeterminado una condición grave?

MGUS (gammapatía monoclonal de importancia desconocida) es una afección no cancerosa que se puede diagnosticar por la presencia de una proteína anormal, llamada paraproteína o proteína M en la orina o la sangre. Existe un pequeño riesgo asociado con MGUS para transformarse en mielomas múltiples o linfomas.

¿Es la MGM o gammapatía monoclonal de significado indeterminado una condición grave?

La gammapatía monoclonal de importancia desconocida no es una condición grave, pero existe un riesgo asociado con ella para transformarse en tumores malignos.

La condición a menudo se diagnostica accidentalmente mientras se investiga para alguna otra condición de enfermedad. Hay otras enfermedades que pueden causar paraproteínas en la sangre. Los médicos realizan un diagnóstico diferencial para MGUS. Los médicos recomendarán un análisis completo de la sangre, radiografías y exploraciones, y también una prueba de médula ósea. Las personas que corren el riesgo de desarrollar MGUS deben someterse a pruebas cada 6 meses y a otras personas cada año. Las personas mayores y las personas con enfermedades terminales no necesitan un monitoreo continuo para medir las proteínas M.

La gammapatía monoclonal de importancia desconocida a menudo no produce ningún signo ni síntoma de la enfermedad. Las personas con neoplasias malignas linfoproliferativas subyacentes a menudo pueden experimentar entumecimiento, hormigueo, lesiones óseas, disminución de la densidad ósea, cardiomiopatía , agrandamiento del hígado, etc.

Causas de MGUS o gammapatía monoclonal de significado indeterminado

La causa exacta de MGUS no se conoce. La proteína M no suele ser perjudicial. Pero la acumulación de proteína M. puede resultar en el reemplazo de células sanas de la médula ósea con células plasmáticas precancerosas. Pocas personas tienen mayor riesgo de desarrollar una gammapatía monoclonal de importancia desconocida como se indica a continuación:

  • Pacientes inmunocomprometidos . Las personas que sufren de artritis reumatoide, infecciones o afecciones similares tienen un mayor riesgo de desarrollar gammapatía monoclonal de importancia desconocida.
  • Edad . Es más común en personas mayores de 70 años.
  • Race . Los africanos y los afroamericanos tienen un mayor riesgo en comparación con los estadounidenses blancos
  • Género . La prevalencia es mayor en hombres que en mujeres.

Factores genéticos y ambientales también pueden contribuir a la enfermedad.

Aunque la gammapatía monoclonal de importancia desconocida se describe como una afección premaligna, solo el 1% de la población predispone realmente al mieloma múltiple o el linfoma.

La gammapatía monoclonal de importancia desconocida se clasifica en diferentes tipos, como MGUS no IgM (IgG, IgA o IgD MGUS), MGUS IgM y MGUS de cadena ligera (LC-MGUS). La MGUS sin IgM es la forma más común de MGUS y puede causar mieloma múltiple. IgM MGUS puede progresar a macroglobulinemia de Waldenstrom y en algunas personas linfoma, amiloidosis AL o mieloma múltiple. La cadena ligera MGUS (LC-MGUS) se caracteriza por la presencia de un tipo de proteína M en la orina, la proteinuria de Bence Jones.

La progresión de la enfermedad se controla al analizar el tamaño y el tipo de proteínas M en su sangre, la proteína de cadena ligera libre en la sangre, la edad de diagnóstico, etc.

La detección de paraproteína no necesariamente indica una gammapatía monoclonal de importancia desconocida, pero también puede ser una indicación de mieloma o linfoma. Si tiene alguna duda, los médicos pueden solicitar un diagnóstico diferencial para identificar la causa exacta de la presencia de proteínas M.

Gammapatía monoclonal de importancia desconocida como tal, no requieren ningún tratamiento. Los pacientes que son diagnosticados con MGUS son monitoreados regularmente cada año. Los pacientes a los que se les ha diagnosticado MGUS con detección de paraproteínas se controlan cada 6 meses para determinar la progresión de la enfermedad. No existe una cura para la enfermedad que los médicos tienen que vigilar pacientemente para ver la progresión de la enfermedad.

No hay medidas de prevención y tratamiento para la gammapatía monoclonal de importancia desconocida. Las personas diagnosticadas con neoplasias malignas linfoproliferativas deben ser tratadas por síntomas. Se proporcionan medicamentos para compensar la pérdida de densidad mineral ósea, prevenir fracturas y otros síntomas relacionados. El diagnóstico temprano puede ayudar a tomar medidas para mejorar la calidad de vida y la tasa de supervivencia en pacientes con LPM.

Conclusión

La gammapatía monoclonal de importancia desconocida se considera una afección precancerosa que puede progresar a cánceres potencialmente mortales en aproximadamente el 1% de la población. Como tal, MGUS no produce ningún síntoma de la enfermedad a menos que la enfermedad haya progresado a LPM. La condición permanece asintomática durante años.

También lea:

Especialista en dolor at | 307-996-2960 | [email protected]

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment