¿Qué no comer si tiene problemas de hígado?

El hígado tiene un papel crucial que desempeñar en el mantenimiento de su salud general y su vida útil. De hecho, funciona continuamente sin descanso para asegurar que su cuerpo esté libre de toxinas, células dañadas y quema grasa. Los problemas hepáticos surgen debido a diferentes razones. Estos problemas afectan la funcionalidad del hígado, haciéndote vulnerable a las enfermedades. Los más importantes incluyen hepatitis, cirrosis e infecciones. Muchas de las dificultades se producen debido a los alimentos que consume y las porciones. Puede prevenir el daño al órgano al eliminar ciertos alimentos de su dieta.

El hígado actúa como un filtro mecánico, produce bilis que quema la grasa y ayuda a la digestión, distribuye la grasa quemada a otros tejidos del cuerpo y apoya en la producción de las proteínas. Los ejemplos prominentes de las proteínas incluyen aquellos que previenen el coágulo de sangre y aquellos que son responsables del transporte de líquidos. Además, el hígado es responsable de procesar y metabolizar vitaminas como la vitamina D y A, y el hierro.

¿Qué no comer si tiene problemas de hígado?

La siguiente es la lista de los alimentos que debe evitar para asegurarse de que no haya daño hepático ni cicatrices que reduzcan la funcionalidad del órgano.

Azúcar agregada: mantenerse alejado de los alimentos que son ricos en azúcar es un procedimiento saludable. No incluya jugos de frutas, dulces, refrescos, bebidas energéticas, bebidas frías y galletas. La acumulación de azúcar aumenta la presión arterial y el contenido de grasa en el hígado.

Alimentos fritos : los alimentos fritos utilizan aceites que son ricos en calorías y grasas. El consumo de alimentos fritos aumenta el contenido de grasa en el hígado y desarrolla el colesterol que es responsable de las enfermedades relacionadas con el corazón.

Sal: la ingesta excesiva de sal hace que el cuerpo retenga el contenido de agua en el cuerpo. Manténgalo alejado de los alimentos procesados, ya que tienen un contenido excesivo de sal para prolongar la vida útil del producto. Su cuerpo requiere solo 1,500 mg de sodio por día. Planifique su dieta de tal manera que no exceda el valor.

Pasta, arroz y pan blanco: los tres productos se encuentran en la categoría de alimentos procesados. Son responsables de aumentar el azúcar en la sangre que el grano entero debido a la ausencia de fibra. Limitar la ingesta es esencial para mantener el hígado en buena salud.

Carnes rojas: los fiambres y carnes son ricos en grasas saturadas. Limite la ingesta o elimínela si sufre daños graves.

Alcohol: el alcohol es la causa principal de cicatrización del tejido del hígado. También es responsable de otras enfermedades. El consumo continuo conduce al daño celular más allá de la regeneración, lo que dificulta que el hígado se cure por sí mismo. Por lo tanto, reduce las enzimas requeridas por el sistema digestivo para romper los alimentos y la grasa. También reduce la producción de químicos responsables de limpiar el torrente sanguíneo.

Evaluación de la condición

Antes de que pueda cambiar el plan de dieta, es necesario evaluar el estado del hígado. Asegúrese de buscar asistencia médica en este sentido. Al recibir los informes, puede dirigirse a un nutricionista para elaborar un plan de dieta que le ayudará a mejorar la característica de autocuración del hígado. Recuerde que el órgano es la única parte del cuerpo con tecnología de autocuración.

Hacer cambios en su estilo de vida también apoya la causa de mejorar la funcionalidad del hígado. Los alimentos que puede incluir verduras de hoja verde, verduras frescas y jugos de frutas, pescado, avena, nueces , aguacate, semillas ricas en antioxidantes y el uso de aceite de oliva para cocinar, ya que ayuda a controlar el peso.

Proteger la salud del hígado es vital. Define cuánto tiempo vives y qué tan bien.

También lea:

Soy un Neuroanestesiólogo y Especialista en el Tratamiento del Dolor. Me otorgaron el Premio Nacional de Medicina 2018. Soy CEO y fundador de la Unidad Internacional del Dolor de Madrid y editor de Journal Pain Management and Therapy. También es asesor y crítico del AIUM (Instituto Estadounidense de Ultrasonidos en Medicina) y miembro del Comité Organizador de las World Pain Conferences.

Tengo más de diez años de experiencia con terapias regenerativas que incluyen células madre mesenquimales, plasma rico en plaquetas, factores de crecimiento, transferencias de grasa y ácido hialurónico. Inicié Dolor-drdelgadocidranes.com para difundir el conocimiento y la conciencia.

Leave a Comment